.

.

Lo Último

31 de julio de 2019

Plenaria colorada marcada por internismo

El pasado lunes se llevó a cabo en la Seccional N° 1 la “plenaria colorada sanlorenzana”, ocasión en que dirigentes de las cuatro seccionales brindaron “total apoyo” al presidente de la República Mario Abdo Benítez. Sin embargo no todo fue unidad, la misma estuvo marcada por un fuerte internismo que se vio reflejado en el discurso del presidente de la Seccional N° 4, Marcelo Arévalo, quien cuestionó duramente al intendente Alcibíades Quiñonez las supuestas persecuciones políticas, empero lord mayor de la ciudad no quedó atrás: respondió airadamente.

Internismo colorado calentó la plenaria.

La apertura estuvo a cargo del dueño de casa, Felipe Salomón, quien luego de ceder el micrófono a los presidentes de seccionales Edgar López e Ignacio Brítez, dio paso a Marcelo Arévalo, presidente de la Seccional N° 4, quien aprovecho la ocasión para manifestar sin pérdida de tiempo que sus correligionarios están cansados de las persecuciones en la municipalidad, que muchos son sometidos a sumarios “totalmente traído de los pelos”, y reclamó al intendente Alcibíades Quiñonez que no atienda el teléfono, que los ignore y lo invitó a trabajar juntos. 

“Si queremos construir un partido mucho más fortalecido en San Lorenzo, trabajemos todos juntos, dejemos las persecuciones a correligionarios y aprendamos a trabajar en el disenso y a construir un partido más fuerte….”, manifestó el presidente Arévalo.

Luego, el intendente Quiñonez inmediatamente respondió a los cuestionamientos.

Empezó diciendo que la plenaria tenía un solo propósito, la de brindar apoyo al presidente de la República. En ese sentido, lamentó que se hayan mesclado las cosas, pero que es su obligación responder a las acusaciones.

“Yo quiero en primer lugar decir que soy colorado, y ser colorado implica ser responsable en las delicadas funciones que tengo, yo me debo a la ciudadanía. Rechazo categóricamente las expresiones del apreciado; con mucho respeto, no hubo ninguna persecución a ningún correligionario, fueron sumariados porque metieron la mano en la lata. Quiero que me demuestre presidente a quien se le sumario, dígame, quiero que me presente…”, refutó visiblemente nervioso el intendente Quiñonez.

Una vez que este ultimó terminó con su discurso, el presidente Arévalo intentó nuevamente tomar el micrófono, pero su colega Ignacio Brítez lo contuvo. Consultado al respecto, dijo que la plenaria pudo haber terminado mal ya que los ánimos se caldearon.




No hay comentarios :

Publicar un comentario

Print Friendly and PDF